Atún encebollado

Las mejores recetas de atún encebollado

Atún encebollado en salsa romesco

Atún encebollado en salsa romesco

La salsa romesco es ideal para pescados y más aún para el atún que tiene tanta carne.

Aunque su elaboración lleva un poco de tiempo, el resultado final merece la pena.

Estos son los ingredientes que necesitamos para nuestro delicioso atún encebollado en salsa romesco. Calculados para 4 personas:

  • 4 rodajas grandes de atún fresco
  • 3 tomates maduros
  • 3 cebollas
  • 3 pimientos choriceros
  • 1 rebanada de pan del día anterior
  • 10 almendras crudas
  • 2 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • 1 ramita de perejil fresco
  • 1 vaso (200 ml) de vino blanco
  • aceite de oliva
  • 1 pizca de azúcar
  • sal y pimienta

Cómo preparar un atún encebollado en salsa romesco:

Lo primero elaboraremos la salsa romesco. Para ello pelamos y picamos una de las cebollas y los dos dientes de ajo y los ponemos a rehogar en una sartén con un chorrito de aceite de oliva a fuego lento durante unos minutos, hasta que se empiecen a dorar.

Lavamos los tomates y los picamos. Hacemos lo mismo con los pimientos choriceros, a los que les retiraremos el tallo y las semillas.

Cuando la cebolla esté dorada, añadimos los tomates, los pimientos en trozos, la rama de perejil, la hoja de laurel y el vino blanco.

Agregamos una pizca de azúcar, sal y pimienta, y lo dejamos que cueza a fuego lento, tapado, durante unos 45 minutos.

Mientras tanto prepararemos el encebollado. Pelamos y picamos en tiras finas las dos cebollas restantes y las disponemos sobre una sartén con un chorro de aceite de oliva, a fuego medio durante unos 20 minutos.

Procederemos ahora a elaborar el atún. Lavamos el atún y lo ponemos a dorar en una sartén con un poco de aceite de oliva, tan sólo unos minutos por cada lado ya que se terminará de cocer en el horno posteriormente.

Retiramos del fuego y ponemos las rodajas en una fuente apta para el horno.

En el mismo aceite en el que hemos frito el atún, freímos el pan y las almendras enteras. Cuando estén dorados, los retiramos y colocamos en un mortero para hacer con ellos un majado. Al finalizar tenemos que tener una pasta fina.

Precalentamos el horno a 220 ºC con calor arriba y abajo.

Colocamos la cebolla fina sobre el atún.

Cuando la salsa haya terminado de cocer, la pasamos por un pasapurés y la añadimos al atún y la cebolla.

Agregamos encima el majado de pan y almendras.

Introducimos en el horno a 200 ºC durante unos 15 minutos.
Servimos en caliente todo junto.